Adviento: tiempo de espera, conversión y esperanza

Adviento: tiempo de espera, conversión y esperanza

El domingo, día 1 de diciembre de 2019, comienza el nuevo año litúrgico con el inicio del Adviento, un tiempo de espera, de conversión y de esperanza. Este tiempo litúrgico, que nos llevará hasta el 24 de diciembre, es el anuncio de la venida del Salvador: «Ven, Señor Jesús«. 

El tiempo de Adviento

El tiempo de Adviento tiene dos características: es a la vez un tiempo de preparación a las solemnidades de Navidad en que se conmemora la primera Venida del Hijo de Dios entre los hombres, y un tiempo en el cual, mediante esta celebración, el ánimo se dirige a esperar la segunda Venida de Cristo al fin de los tiempos. Por estos dos motivos, el Adviento se presenta como un tiempo de piadosa y alegre esperanza.

El tiempo de Adviento comienza con las primeras vísperas del domingo que cae el 30 de noviembre, o más próximo a ese día, y concluye antes de las primeras vísperas de Navidad.

Los domingos de este tiempo se llaman: primer, segundo, tercer y cuarto domingo de Adviento.

Las ferias del 17 al 24 de diciembre, inclusive, se ordenan más directamente a la preparación de la Navidad.

(PABLO VI. Carta Apostólica Mysterii Paschalis, en forma de Motu proprio, por la que se aprueban las normas universales sobre el año litúrgico y el nuevo calendario romano general , 14 de febrero de 1969 / El tiempo de Adviento. Título II. -V. del 39 al 42-)

 

> Carta Apostólica El hermoso signo del pesebre del Santo Padre Francisco sobre el significado y el valor del Belén 

Adviento: la gozosa esperanza y la vigilancia
Luis García Gutiérrez, director del Secretariado de la Comisión Episcopal de Liturgia

Origen, lugares, símbolos y personajes del Adviento
Jesús de las Heras Muela

> Calendario litúrgico-pastoral: Introducción al tiempo de Adviento

> Comentarios a las lecturas de los domingos y festivos de Adviento 

Libros de la BAC para el tiempo de Adviento