Bilbao.- Ante la noticia aparecida en un medio de comunicación en la que se señala que “el Obispado de Bilbao figura en la lista de residentes españoles que invirtieron en productos financieros, fiscalmente opacos , que el BBV, a través de BBV Privanza, ofrecía a sus clientes en el paraíso fiscal de Jersey, y que el BBVA se dispone ahora a entregar al juez Garzón,” este Obispado de Bilbao asegura:

1.  Que nunca ha realizado ninguna inversión en producto financiero fiscalmente opaco.

2.  Que en el período 1998-2000 realizó inversiones financieras en títulos reconocidos internacionalmente y con cotización oficial en sus mercados públicos organizados correspondientes. Inversión que, en conjunto, ascendió a 1.330.171,48 € (221.321.912 pesetas) y que se realizó a nombre del Obispado de Bilbao y a través del BBV, entidad financiera con la que este Obispado ha venido trabajando desde su creación. Dichos títulos fueron depositados en BBV Privanza Jersey, por razón de mejor gestión administrativa.

3.  Que todas estas inversiones fueron debidamente contabilizadas en las cuentas del Obispado de Bilbao e incorporadas a los balances que anualmente se han presentado a la autoridad fiscal competente.

4.  Que, asimismo, en el año 2001 se le comunicó a este Obispado que parte de una herencia de la que era beneficiario estaba depositada en BBV Jersey. Esa parte de la herencia se hace efectiva en este año 2002, después de haberse declarado y liquidado el correspondiente Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones a la autoridad fiscal competente.