Nota de prensa final de la Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española

lineapuntos3

Nota de prensa final de la Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española

La Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española (CEE) ha celebrado su XC reunión del lunes 19 al jueves 22 de noviembre de 2007. En esta ocasión, la Asamblea se ha clausurado un día antes de lo habitual, debido a la celebración del segundo Consistorio Ordinario Público convocado por el Papa Benedicto XVI para mañana sábado 24 de noviembre, en el que se crearán 23 nuevos cardenales de la Iglesia Católica, 3 de ellos españoles: el Arzobispo de Valencia, Mons. D. Agustín García-Gasco, el Arzobispo de Barcelona, Mons. D. Lluis Martínez Sistach y el jesuita Urbano Navarrete Cortés, Rector emérito de la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma.

En esta Asamblea Plenaria han participado 63 de los 66 obispos diocesanos que hay actualmente en España, los 11 obispos auxiliares y 15 obispos eméritos; además del Ordinario Castrense, Rvdo. D. Ángel Cordero Cordero y el administrador diocesano de Osma-Soria, D. David Gonzalo Millán. Han excusado su asistencia, el Arzobispo de Granada, Mons. D. Francisco Javier Martínez Fernández, a quien la Asamblea Plenaria le ha transmitido, por medio del Presidente, Mons. D. Ricardo Blázquez Pérez, un mensaje de fraternidad y apoyo ante la circunstancias que ha padecido en estos días; el obispo de Lugo, Mons. D. José Higinio Gómez González y el obispo de Solsona, Mons. D. Jaume Traserra Cunillera.

Ha asistido a la Plenaria por primera vez el Obispo de Coria-Cáceres, Mons. D. Francisco Cerro Chaves, tras su ordenación episcopal el pasado 3 de septiembre. El nuevo prelado ha quedado adscrito a la Comisión Episcopal para la Vida Consagrada. Asimismo han participado, como invitados en la Asamblea, el Cardenal Marc Ouellet, Arzobispo de Québec (Canadá), que ha tenido una intervención sobre el Congreso Eucarístico Internacional que se celebrará en 2008, en aquella ciudad. Mons. D. Claudio Giuliodori, Obispo de Macerata (Italia), Mons. D. Benoît Rivière, Obispo de Autun (Francia), Mons. D. Santiago Agrelo Martínez, Arzobispo de Tánger, que ha asistido como representante de la CERNA (Conferencia Episcopal Regional del Norte de África) y Mons. D. Charles Caruana, Obispo de Gibraltar.

Concelebración Eucaristíca y Mensaje de la Santa Sede a los obispos españoles

El miércoles día 23, a las 12,30 h., los obispos concelebraron la Santa Misa, como acción de gracias por la reciente Beatificación de 498 mártires del siglo XX en España y con ocasión del 25º aniversario de la visita del Papa Juan Pablo II a España. En aquel viaje, el Santo Padre bendijo e inauguró la sede de la Conferencia Episcopal Española, ubicada en el nº 1 de la calle Añastro, en Madrid. La Eucaristía conmemorativa tuvo lugar en la capilla de la sede de la CEE (la misma en la que Juan Pablo II rezó ante el Sagrario por primera vez en España, apenas una hora después de aterrizar en el aeropuerto de Barajas, el 31 de octubre de 1982) y fue presidida por Mons. D. Fernando Sebastián, Arzobispo emérito de Pamplona y Obispo emérito de Tudela, quien era Secretario General de la CEE en el momento de la primera visita del Papa a España. Mons. Sebastián señaló en la homilía que “sorprende comprobar cómo las palabras del Santo Padre pronunciadas en España hace 25 años tienen hoy tanta o más actualidad que entonces. “Su visita fue verdaderamente una visita profética, con palabras de fe y de aliento, que nos esclarecían los caminos de la voluntad de Dios. Nos consuela pensar que hoy, como entonces, sigue siendo verdad que ”.

Al comenzar la Eucaristía, Secretario General leyó un mensaje enviado por el Cardenal Tarcisio Bertone, Secretario de Estado del Vaticano, (texto íntegro al final de esta nota) quien transmitió a los obispos españoles el gozo del Santo Padre Benedicto XVI por la numerosa participación de prelados, religiosos, religiosas, seminaristas y fieles laicos en la Beatificación de 498 mártires del siglo XX en España, que tuvo lugar el pasado 28 de octubre en Roma. El Papa – señala el Card. Bertone – “ha apreciado mucho el esmero con el que se ha preparado este acontecimiento, tan significativo para toda la Iglesia, en las diócesis y comunidades religiosas de las que procedían los nuevos Beatos, y también el fervor manifestado en la solemne celebración que tuvo lugar en la Plaza de San Pedro”. El Secretario de Estado subraya en la carta que “el Papa conoce bien y sigue con atención la situación de la Iglesia en España, de muy profundas raíces cristianas, la cual tanto ha aportado y está llamada a seguir aportando con su acción misionera para el crecimiento de la fe y su difusión en otras partes del mundo. Asimismo, los alienta encarecidamente a entregarse con espíritu de abnegación y generosidad al servicio de los fieles, así como a mantener y fortalecer la comunión fraterna, testimonio y ejemplo de la comunión que ha de caracterizar a cada comunidad eclesial”.

Discursos del Presidente de la CEE y del Nuncio Apostólico en España

A las 11,00 horas del lunes, día 19 de noviembre, comenzaba la Asamblea con el discurso del Presidente de la CEE y Obispo de Bilbao, Mons. D. Ricardo Blázquez Pérez. Sus primeras palabras fueron para los nuevos Cardenales electos Mons. García-Gasco y Mons. Martínez Sistach. “Sus nombramientos –dijo- es un reconocimiento de sus personas y de sus diócesis”. Asimismo tuvo unas palabras de felicitación para el P. Urbano Navarrete, S.J.

En el discurso inaugural de la Asamblea el Presidente de la CEE recordó ampliamente la Beatificación de 498 mártires del siglo XX en España, que tuvo lugar el pasado 28 de Octubre en Roma. “Los mártires – señaló – nos interrogan acerca de la valentía y de la humildad de nuestra fe; y, por lo mismo, denuncian sin palabras los acomodos y componendas a que podemos someter la altísima relevancia de la fe”. En este contexto, Mons. Blázquez recordó el documento La fidelidad de Dios dura siempre. Mirada de fe al siglo XX, publicado por la CEE el 20 de noviembre de 1999. Mons. D. Ricardo Blázquez dedicó también una parte de su discurso al documento sobre las migraciones, que se ha aprobado
en esta Asamblea, al centenario del nacimiento del Cardenal Vicente Enrique y Tarancón y al 25º aniversario de la primera visita del Papa Juan Pablo II a España.

Tras su intervención, tomó la palabra el Nuncio Apostólico en España, Mons. D. Manuel Monteiro de Castro, quien recordó especialmente el discurso que Juan Pablo II dirigió, hace ahora 25 años, en la sala de la Plenaria, a los obispos españoles, en el que el Papa hizo “fuerte llamada a la esperanza, con una frase repetida posteriormente: tengo confianza y espero mucho de la Iglesia en España, aludiendo a que una Iglesia que ha producido tantos santos a lo largo de su historia, no ha podido agotar su riqueza espiritual y eclesial”.

Participación en la Asamblea del Cardenal Marc Ouellet

El Arzobispo de Québec (Canadá), Card. Marc Ouellet ha informado ampliamente a la Asamblea Plenaria sobre el Congreso Eucarístico Internacional de Québec, que se celebrará en dicha ciudad del Canadá entre los días 15 y 22 de Junio de 2008, y que tendrá como lema “La Eucaristía, Don de Dios para la vida del mundo”.

El Card. Ouellet tuvo un rico intercambio de impresiones con los obispos españoles y destacó lo significativo que resulta el hecho de que en los últimos años se esté produciendo, en el seno de la Iglesia, una renovación del interés por el culto y la devoción eucarísticas, como centro y culmen de la vida cristiana. En este sentido, subrayó la conexión entre la última encíclica de Juan Pablo II (Ecclesia de Eucharistía) y el magisterio de Benedicto XVI, así como la importancia de la celebración del próximo Congreso Eucarístico en Québec, situado entre dos sínodos, el celebrado en 2005 sobre la Eucaristía y el que se celebrará en octubre de 2008 sobre la Palabra de Dios.

Asimismo el Card. Ouellet destacó como reto pastoral la recuperación del domingo, como día del Señor, para la comunidad cristiana y subrayó la íntima relación que existe entre la Eucaristía y la familia.

Aprobación de la Exhortación Pastoral “Para que tengan vida en abundancia”

A propuesta de la Comisión Episcopal de Pastoral Social, la Asamblea Plenaria de la CEE ha aprobado una Exhortación Pastoral, titulada “Para que tengan vida en abundancia”, con motivo del 40º aniversario de la encíclica Populorum Progressio, de Pablo VI, y del 20º aniversario de la encíclica Sollicitudo Rei socialis, de Juan Pablo II. En el texto, después de celebrar los “gozosos aniversarios”, se propone una memoria agradecida del pasado, desde la riqueza que supone la Doctrina Social de la Iglesia, un compromiso decidido ante los retos del presente, centrados especialmente en la comunión eclesial y en el dinamismo de la misión evangelizadora, y una mirada serena hacia el futuro en el que se quiere “dar testimonio de que la espiritualidad cristiana no se confunde con el subjetivismo superficial de una espiritualidad intrascendente, sino que intenta vivir una espiritualidad encarnada, al estilo del Evangelio”.

Para conmemorar el 40º aniversario de la encíclica Populorum Progressio, esta misma semana, en Roma, el Pontificio Consejo Justicia y Paz se ha remitido a aquellas enseñanzas de Pablo VI durante su asamblea general (martes y miércoles) y les está dedicando el II Congreso mundial de los organismos eclesiales que trabajan por la justicia y la paz, que se está desarrollando desde el jueves 22 hasta mañana sábado día 24. En España, organizado por la Comisión Episcopal de Pastoral Social de la CEE, se celebrará un Simposio Internacional de Doctrina Social de la Iglesia, bajo el título “El derecho a un desarrollo integral … el desarrollo es el nuevo nombre de la paz, PP 86”), que tendrá lugar del 30 de Noviembre al 1 de Diciembre en la Fundación Pablo VI de Madrid, y contará con la presencia, entre otros, del Card. Óscar Andrés Rodríguez Maradiaga, Arzobispo de Tegucigalpa (Honduras) y Presidente de Cáritas Internacional. (Se adjunta el texto completo).Aprobación de “La Iglesia en España y la Pastoral de las Migraciones”

A propuesta de la Comisión Episcopal de Migraciones, la Asamblea Plenaria ha aprobado el documento “Iglesia en España y la Pastoral de las Migraciones”. Se trata de una “Reflexión teológico-pastoral y orientaciones prácticas para una pastoral de migraciones en España a la luz de la Instrucción Pontificia Erga Migrantes Caritas Christi. El documento, que se editará próximamente, se articula en seis capítulos: algunos datos de la situación actual de las migraciones; la emigración, fenómeno complejo. Sus causas y consecuencias; la emigración nos interpela y constituye un momento de gracia; pastoral de las migraciones; algunos principios fundamentales de la pastoral de las migraciones y sus consecuencias prácticas; y personas, funciones y estructuras en la acción pastoral con los migrantes.

El documento está dirigido principalmente a todas las personas, instituciones y organizaciones de la iglesia que se ocupan de la atención pastoral, en su sentido más amplio, de la población migrante. También se dirige a las comunidades cristianas y a los propios inmigrantes, sin excluir a la misma sociedad “al menos en lo que respecta a su sensibilización ante un fenómeno que a todos nos afecta e interpela”.

En el texto se señala que “la inmigración en sí misma no es un mal, es un fenómeno humano complejo y tan antiguo como la misma humanidad” (…) “la presencia de los inmigrantes ofrece a la Iglesia una oportunidad y ha de ser vista como una gracia que ayuda a la Iglesia a hacer realidad esa vocación de ser signo, factor y modelo de catolicidad para nuestra sociedad en la vida concreta de las comunidades cristianas (…) Para la Iglesia, el emigrante, independientemente de la situación – legal, económica, laboral – en que se halle, es una persona con la misma dignidad y derechos fundamentales que los demás, es un hijo de Dios, creado, redimido y querido por Él, es la presencia de Jesucristo, que se identifica con él y que demanda de nosotros el mismo trato y los mismos servicios que le debemos a Él”. (Próximamente se publicará el texto definitivo).

Aprobación de una Jornada por la Vida, cada 25 de marzo

La Asamblea Plenaria, a propuesta de la Subcomisión Episcopal de Familia y Defensa de la Vida, ha aprobado establecer una específica Jornada por la Vida, a nivel nacional, que se celebrará todos los años, cada 25 de marzo, festividad de la Encarnación. La Jornada de Familia y Vida seguirá celebrándose, como hasta ahora, en diciembre, pero centrada específicamente en la familia, como Jornada de la Familia.

Calendario Litúrgico Español

La Asamblea ha aprobado que la conmemoración litúrgica de San Leandro, actualmente memoria libre, se celebre el 26 de abril, con la categoría de Fiesta, junto a la de su hermano San Isidoro. Ha aprobado también que la conmemoración de San José de Calasanz pase a ser de memoria obligatoria, cada 25 de agosto, y que se introduzca en el Calendario Litúrgico Español la conmemoración de “todos los santos y beatos mártires del siglo XX en España”, que tendrá lugar cada año el 6 de noviembre, como memoria obligatoria. Las reformas propuestas habrán de ser aprobadas por la Santa Sede.

Otros asuntos

Como es habitual, en la Asamblea que se celebra en otoño, se han aprobado los balances correspondientes al año 2006, los criterios de constitución y distribución del Fondo Común Interdiocesano y los presupuestos de la CEE y de sus instituciones y organismos para el año 2
008.

Además, se ha informado también a los obispos de los preparativos de un Congreso de Pastoral Juvenil y de la campaña de comunicación para el sostenimiento económico de la Iglesia.

Por último, la Plenaria ha aprobado la modificación de los estatutos de la “Asociación de Bibliotecarios de la Iglesia en España”, del “Movimiento Rural Cristiano” y la erección y aprobación de los estatutos de la “Asociación Española Guías y Scouts de Europa”, como asociación privada de fieles de ámbito nacional.

 

lineapuntos3

CARTA A MONS. RICARDO BLÁZQUEZ PÉREZ, OBISPO DE BILBAO Y PRESIDENTE DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL ESPAÑOLA

Vaticano, 17 de noviembre de 2007

Señor Obispo:

Me complace dirigirme a Su Excelencia y, por su medio, a todos los miembros de esa Conferencia Episcopal, para transmitirles el gozo del Santo padre Benedicto XVI por su numerosa participación, así como por la de tantos sacerdotes, religiosos, religiosas, seminaristas y fieles laicos, en la Beatificación de 498 mártires del siglo XX en España. Él ha apreciado mucho el esmero con el que se ha preparado este acontecimiento, tan significativo para toda la Iglesia, en las diócesis y comunidades religiosas de las que procedían los nuevos Beatos, y también el fervor manifestado en la solemne celebración que tuvo lugar en la Plaza de San Pedro el domingo 28 octubre pasado.

El Papa conoce bien y sigue con atención la situación de la Iglesia en ese País, de muy profundas raíces cristianas, la cual tanto ha aportado y está llamada a seguir aportando con su acción misionera para el crecimiento de la fe y su difusión en otras partes del mundo. Asimismo, los alienta encarecidamente a entregarse con espíritu de abnegación y generosidad al servicio de los fieles, así como a mantener y fortalecer la comunicación fraterna, testimonio y ejemplo de la comunión que ha de caracterizar a cada comunidad eclesial.

En esta circunstancia, Su Santidad pide al Señor que el sacrificio heroico de estos Mártires obtenga abundantes frutos para la Iglesia y la sociedad actual, y ruega además al Espíritu Santo, por intercesión de la Virgen María, que los sostenga e ilumine en su ministerio pastoral. Con esta firme esperanza, les imparte con gran afecto la Bendición Apostólica.

Aprovecho esta ocasión para renovarle, Señor Obispo, los sentimientos de mi consideración y sincera estima en Cristo.

Cardenal Tarcisio Bertone
Secretario de Estado de Su Santidad



leo Nullam libero Aenean vulputate, leo. mattis Donec lectus felis