Miércoles de la XXXIV semana del tiempo ordinario

Miércoles de la XXXIV semana del tiempo ordinario

 

Lc 21, 12-19. Todos os odiarán a causa de mi nombre, pero ni un cabello de vuestra cabeza perecerá.

«Pero antes de todo eso os echarán mano, os perseguirán, entregándoos a las sinagogas y a las cárceles, y haciéndoos comparecer ante reyes y gobernadores, por causa de mi nombre. Esto os servirá de ocasión para dar testimonio. Por ello, meteos bien en la cabeza que no tenéis que preparar vuestra defensa, porque yo os daré boca y sabiduría a las que no podrá hacer frente ni contradecir ningún adversario vuestro. Y hasta vuestros padres, y parientes, y hermanos, y amigos os entregarán, y matarán a algunos de vosotros, y todos os odiarán a causa de mi nombre. Pero ni un cabello de vuestra cabeza perecerá; con vuestra perseverancia salvaréis vuestras almas».

Otras lecturas del día:

– Dan 5, 1-6. 13-14. 16-17. 23-28. Aparecieron unos dedos de mano humana escribiendo.

– Salmo: Dan 3, 62-67. ¡Ensalzadlo con himnos por los siglos!



elit. porta. Praesent adipiscing justo vel, mattis fringilla mattis efficitur. sed non